HERÁCLITO SOBRE 55 A.C

 

Small white flower plant growing in dry soil with hand

En la foto podemos comprobar que la vida, siempre busca salir a la luz…

 

“REFLEXIONES”

Nuestra alma es una chispa, una centella del fuego divino, la cual toma de prestado la razón.

El alma, durante esta vida, se manifiesta en el cuerpo y en él se hace visible “como el rayo que rasga la nube”

Pero ¿Subsiste el alma después de la vida?

Sí. Pero vive en una inmortalidad impersonal, es como una vuelta de las almas particulares al alma del Todo.

Cuando nacemos ALGO de los Dioses muere. Cuando morimos ALGO de los Dioses nace.

Es decir, que nuestra vida es la muerte del principio divino, y nuestra muerte devuelve el principio divino su vida.

HERÁCLITO 55 A.C

PD: Gracias por leerme. Si te gustó? COMPARTELO con tu entorno.

Somos semillitas y crecemos allí donde vemos un rayito de luz…

GRACIAS, GRACIAS, GRACIAS.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s